En otorrinolaringología, el futuro está en las salas de tratamiento y en las estaciones de diagnóstico. Con nuestro software para pacientes resultará muy sencillo integrar el flujo de trabajo y la contabilidad. 

En todas las consultas ORL, los chequeos rutinarios forman parte del día a día. Ahora bien, la facturación de la consulta está limitada por las horas de trabajo del facultativo. Esto puede mejorarse optimizando el flujo de trabajo. Por eso, ATMOS lleva muchos años desarrollando estaciones de trabajo completas que optimizan considerablemente el flujo del trabajo médico.